Tartaleta de moras

No se si le pasará a más gente pero para mi, hay recetas que por sencillas que sean, se resisten a ser cocinadas. Ésta era, hasta hace poco, una de ellas (tengo más con las que seguiré luchando hasta que consiga sacarlas del horno un día de estos).

48_1

Desde que vi la primera foto de una galette (o tartaleta) de moras hace muuuuchos meses, he querido probar a hacer una yo también. En varias ocasiones compré la masa quebrada pero por H o por B al final la usaba para otra cosa.

48_2

Pero de este año no pasaba. Cuando hicimos la cosecha de moras a finales de verano para hacer mermelada, aparté un par de kilos y los congelé teniendo siempre en mente que un buen puñado de ellas las reservaría para hacer la deseada tartaleta. Y aún así continuaron los retrasos:

Quise hacerla en septiembre pero con tanto traslado me encontré con 500 km de distancia entre las moras congeladas y yo. Hasta finales de Noviembre no coincidimos en el mismo lugar y tiempo y fue entonces cuando preparé la receta, hice las fotos, y degustamos el dulce.

48_3

¡Por fin! Se hizo desear pero una vez logrado el objetivo espero haber roto el hechizo y cuando quiera volver a hacerla no tarde tantísimo, con lo fácil que es… (si hasta para publicarla he tardado varias semanas)

48_4

La relación tiempo/dificultad/resultado no podía ser mejor. Es rapidísima, muy fácil y muy rica. No hay que descongelar, no hay que amasar y casi no hay nada que limpiar. ¿Mejor? Imposible.

48_5

Mi consejo es no ser tacaño con el azúcar y poner las cucharadas bien colmadas.

INGREDIENTES

  • 300 gr de moras frescas o congeladas
  • 3 cucharadas soperas de azúcar blanca
  • 1 lámina de masa quebrada

PREPARACIÓN

48_pasoapaso

Extender la masa quebrada y colocar encima las moras sin descongelar ni nada. Si no hay un molde a mano como fue mi caso, con dejar un par de cm de masa libre para doblarlo posteriormente es suficiente.

Espolvorear tres cucharadas soperas de azúcar sobre las moras, o más, según gustos.

Doblar los bordes de la masa sobre la fruta superponiendo cada trozo con el anterior, para que contenga el jugo que se producirá durante la cocción.

Hornear entre 25 y 35 minutos a 200ºC hasta que masa esté dorada. Para un mejor resultado se pueden pintar los bordes con huevo batido o mantequilla, aunque esta vez simplifiqué al máximo y no le puse nada.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s