Tarta de queso tradicional (y un poquito de investigación)

Bueno, bueno, bueno… segunda publicación en menos de un mes, no está mal, no está mal, estoy en el buen camino si quiero poder decir que el blog ha resucitado.

Las últimas entradas incluían ingredientes raros como las quatre-épices o la nata fresca (crème frâiche) así que hoy vuelvo a lo tradicional y comparto una receta de lo más clásico. Por otra parte tenía que ser casi delito llevar unos tres años con el blog abierto y no tener la tarta de queso de toda la vida en el índice.

51_1

Recetas de tartas de queso con mermelada de fresa debe haber a cientos en la red pero a mí me da lo mismo. No he hecho búsquedas. No he comparado ingredientes ni cantidades, porque la receta de hoy me la dio mi madre y como pasa con las recetas de las madres y las abuelas, no puede haber otra mejor (y es verdad que en mi opinión y en la de muchos otros que la han probado está muy buena)

51_2

Como con esta receta sale una tarta bastante grande en mi casa siempre se ha preparado para cumpleaños, santos y fiestas familiares. Además necesita su tiempo para prepararla, como todas las tartas de queso.

51_4

51_5

51_8

INVESTIGACIÓN

¿Se puede montar la nata si ha estado congelada?

Lo de la investigación surgió por un pequeño despiste que tuve con la nata. Para montarla bien es necesario que esté muy fría y como mi frigorífico no es el más potente del mundo decidí meter el brick de nata en el congelador durante la comida, para darle un buen golpe de frío, ya que pensaba hacerla a primera hora de la tarde. Pero al final me puse a hacer otras cosas y se me olvido sacar la nata del congelador…. cuando miré antes de acostarme estaba dura como una piedra.

Me dieron los siete males (bueno, solo dos o tres) pensando que la había estropeado y que ya no se iba a montar. Investigué un poco leyendo opiniones en foros y otros blogs sobre si se puede o no se puede montar la nata congelada. Había quién decía que sí y quién decía que no, siendo la mayoría partidarios del no, así que para salir de dudas hice la prueba y cámara en mano aquí os traigo los resultados de mi experimento:

51_nata1

Para llevarlo más al extremo, la nata aún no había vuelto a ser líquida del todo, aún estaba un poco congelada cuando la eché en el bol de la amasadora, pero no se había disgregado a causa de la congelación como leí en algunos blogs.

51_nata2

Tras el primer minuto de batido a máxima velocidad la nata empezó a espesar. Parecía que sí iba a montarse después de todo, así que seguí adelante.

51_nata3

Un minuto más a velocidad media y todo iba estupendamente. Pero me parecía poco tiempo de batido y la nata no estaba todo lo firme que se puede conseguir, así que seguí adelante (aunque con un poco de miedo de pasarme y hacer mantequilla en lugar de nata montada)

51_nata4

Dos minutos más a velocidad media. Me pareció un poco raro que la nata perdiera consistencia pero como era la primera vez que usaba la amasadora para montar nata no me atreví a seguir para no llegar al punto de transformación de mantequilla.

Tal vez a lo que se refería la gente cuando decían que no se puede montar la nata después de congelada es que no llega a quedarse firme del todo pero… aunque no haya llegado a ese punto, yo diría que sí pude montarla.

Y ahora la receta.

INGREDIENTES

51_ingredientes

Para la base:
  • 1 paquete de galletas tipo María, tostadas al horno o Digestive
  • 150 gr de margarina (o mantequilla a temperatura ambiente)
Para el relleno:
  • 4 yogures de limón
  • 300 gr de azúcar
  • 400 gr de queso philadelphia
  • 500 ml de nata para montar
  • 2 sobres o 12 láminas de gelatina neutra
Cobertura:
  • Mermelada de fresa

PREPARACIÓN

El molde para esta tarta debe ser desmontable, sino, a ver quién se las apaña para sacar la tarta cuando esté lista. Hay un truco muy sencillo que hace el desmoldado mucho más fácil y ayuda a conseguir unos bordes casi perfectos. Lo aprendí en el blog de Kanela & Limón, creo, aunque ahora no recuerdo bien la reteca en la que lo explicaba.

51_desmoldar

Es una cosa tan tonta como forrar las pardes interiores del molde con acetato. Así las pardes del molde no tocan la crema y se desmolda fácilmente. Además, el acetato se despega de la tarta una vez cuajada sin ningún problema y los bordes quedan maravillosamente lisos.

51_3

Los pasos a seguir son los mismos de cualquier otra receta de tarta de queso. Esta es la primera vez que la preparo con amasadora pero se puede hacer perfectamente a mano, salvo tal vez la parte de montar la nata que es bastante más cómodo con una batidora de varillas o la propia amasadora, ahí se nota la ayuda de la tecnología.

51_pasoapaso

  1. Montar la nata y reservar en el frigorífico.
  2. Con ayuda de la batidora triturar las galletas y mezclarlas con la margarina. Al principio parece que 150gr son pocos para tanta galleta pero no os preocupéis, es más que suficiente. Si no tenéis batidora, una bolsa y un rodillo son un buen sustituto y además un método antiestrés. Cuando la masa de galletas y margarina sea uniforme se extiende por el fondo del molde que vayáis a usar.
  3. Para la crema, batimos el queso philadelphia para evitar que aparezcan grumos. Se añaden los yogures de limón y se bate hasta que estén bien integrados. Se añade el azúcar y se vuelve a batir. Se añade la nata montada y se mezcla con movimientos suaves y envolventes para que no se baje. 
  4. A continuación se hidratan las láminas de gelatina en agua fría y luego se disuelven en medio vaso de agua caliente. Si la gelatina es en polvo, se disuelve directamente en el agua caliente.
  5. Se agrega la disolución de la gelatina a la crema y se vierte sobre la base de galleta. Se refrigera al menos durante 6 horas o mejor si se deja de un día para otro.
  6. Cuando la crema ya esté firme se desmolda y se cubre con la mermelada. También podéis cubrirla antes de desmoldar para llegar a los bordes sin miedo a que resbale. O no cubrirla, que también está muy buena sólo con la base de galleta.

51_6

Anuncios

3 comentarios en “Tarta de queso tradicional (y un poquito de investigación)

  1. Mireia dijo:

    Qué lisa, qué perfecta, qué bonita. Deliciosa tiene que haber quedado… A mi me encanta ponerles poco azúcar a la masa para que luego con la mermelada en la cobertura queda equilibrado y me encanta la combinación!! Fotos preciosas, un beso!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s